13/3/09

El tercer cambio


No es extraño cuando les preguntamos sobre alguna cosa a nuestros abuelos y ellos solo nos miran por debajo de las capas de piel de manera profunda, sin siquiera dar sena de escupir alguna respuesta con los labios bien plantados uno sobre otro?, no se detiene el tiempo?, no se escucha un sumbido lejano?, no te descascaras por lo extremos, con miedo, vergüenza, horror e inquietud?. Seré yo la que me derrumbo ante el silencio, o ante la comprenciòn inconsciente de que la respuesta ya estaba dada mucho antes de la pregunta fuera siquiera formulada, ellos son los únicos que se preguntan si es de día o de noche porque comprenden la simplicidad del mundo.
Son un monumento a la humanidad, su fragilidad nos obliga de vez en cuando a volvernos hacia nosotros mismos, para preguntarnos que tiene que ver dicha naturaleza con la nuestra, entonces, ¿que hago yo aquí?, pero la respuesta falta, y llego a la conclusiòn de que hemos llegada a ser extraños a nuestra propia naturaleza. Sus precencias desbordantes de fuerza nos hace poderosos contra nosotros mismos, pues comprendemos que todo complejismo es simple superficialidad.
Expelen una suerte de maleficio que nos atrae y nos inquieta, nos encontramos ante seres que anulan la resistencia de la razón y que hace parecer irracional e incomprensible todo lo que hasta allí formaba parte de nuestra existencia. Hablan un lenguaje que nos parece nuevo, ante el cual es difícil encararse porque es una regresión, el retroceso hacia la vulnerabilidad. En cada uno de los formidables pasos que da el abuelo escucho el sordo canto de la muerte, en la cercanía de esta siento el supremo atractivo de la vida, transformados a conducirnos a sentimientos de una cortesía superior y benévola en nuestras relaciones y que nos confiere mas nobleza que antes. Tomo la vida hasta de una forma mas ligera e ingenuamente espontánea, pues ante el abuelo la considero con mas seriedad.

Solo los abuelos son capaces de llorar junto a nosotros la perdida de una mascota, deleitarse escuchando la respiraciòn de un bebe a través de la linea telefónica, saber degustar la torta de barro y el compuesto de solo agua y azúcar en pequeñas tazas de plástico.

...Me he percatado, sin escepticismo, que las abuelas tiene bolsos sin fondo...

10 comentarios:

Clauminara dijo...

No conocí a mis abuelos, pero a mis abuelas sí, mi abuela paterna era la villana, la eterna amenaza "si te portas mal te llevo a vivir una temporada con tu abuela"; mi abuela materna todo lo contrario, la adoraba, lamentablemente murió hace muchos años, pero la recuerdo cada día, por lo que para nosotros sigue viva, acompañándonos siempre.

Caón Demente dijo...

Ñam, yo siempre pense
que tus ausencias
messengerescas
se debían en parte
a que estabas publicando
pero ahora que conjeturo
que no es así, me doy el
lujo de suponer que no
me respondiste nadita
de nada deliberadamente

Caón Demente dijo...

Lapsos de ausencia ...
se supone que así es como
alguien puede llegar a
apreciarte como persona
... o darse cuenta de que
jamas le hiciste falta

Y pues, nada, que ...
se viene la primavera
y todos con marasmo
hormonal, no es genial?
yo que tu aprovechaba la
oportunidad de algún
incauto de la vida

miminette dijo...

La única abuela que conocí vivió conmigo y falleció hace muy poco... Es extraño, pero últimamente siento más preocupación hacia los ancianos, así como la canción de pulp 'help the aged' y esas cosas.

No sé, algo raro me pasa...

٩๏̯͡๏)۶ Ricardo (Zeta) dijo...

"Hablan un lenguaje que nos parece nuevo, ante el cual es difícil encararse porque es una regresión, el retroceso hacia la vulnerabilidad"... es ese el lenguaje que a veces hace que me irrite por su lentitud, por su constante mirada lejana y su propia adhesión a la realidad. No creo que sea malo, pero vivir del pasado? que asco.

Es impresionante cómo nos parece tan ajeno nuestra naturaleza, pero hay algunos que pueden entender a los viejos sin necesidad de vivirla, que se maravillan de las diferencias y sus experiencias y disfrutan de esa lejanía, esa condescendencia a los niños, su buen humor o su mal humor... etc

pd: Que cliché la última estrofa.
pd2: Siempre pienso que te comento, pa mi que me borraí.

٩๏̯͡๏)۶ Ricardo (Zeta) dijo...

aaaaa de veras que tení eso...
Pa la embarrá, entonces demás que así ha sido.
"Se ha guardado su comentario y podrá visualizarse una vez que el propietario del blog lo haya aprobado."

Barx dijo...

Mis abuelos son algo fríos, demócratas en su libre albendrio para desangrar las costras de su juventud que dicen no haber cerrado.

Dedican mas tiempo a su pasado o palpitan por saborear aquello que el duro trabajo de la juventud no contuvo.

Pareciera que el aparecer de sus nietos fracciona su corazón para regar lo que con llanto no pudieron sembrar, y con ejemplos no pudieron cosechar.

No te dicen que la vida es amarga, solo que la paz que se goza no debe ser menospreciada, porque quienes no gozan de paz les recuerda a los años de su mancebidad.

Cafroeyd dijo...

Cuando la vejez llegue
que no s quedara=
las ganas de haber amado
y una coleccion
de botellas de vodka vacias
... nuestra piel muerta resqueprajandose
por fuera de nosotros
y por dentro nuestra
alma volviendo a los origenesal prepararse para dar el salto . . . quiza una bonita historia que
contar, o colo otra fabula
de naturaleza taxidermizada
para coleccionar en los
anales del formol

Cafroeyd dijo...

Noveno mendrugo en tu corral
se cierra un ciclo, si no
tienes la sabiduria de poder
contemplarlo siento lastima
de ti, siento pena por mi
siento hastío por lo que
queda del mundo conciente

perro dijo...

amiga, te invito a mi pésimo blog http://letrasdeperro.blogspot.com

saludos y no te escribo mas por que seguiré disfrutando de tus textos